Turismo y restauración hacen caja en un puente ‘primaveral’

Hoteleros y restauradores de Castellón se mostraron ayer de acuerdo en calificar como «muy buen puente» el recién concluido por la festividad de Todos los Santos, de ocupación media entre costa e interior de más del 80%, pero con picos en muchos alojamientos «del cien por cien».

Al sector hostelero le ha venido bien entrar en el mes de noviembre con una climatología de temperaturas agradables, primaverales más que otoñales, y que propició tanto el fin de semana como ayer una gran afluencia a cafeterías, terrazas y restaurantes; en incluso baños en el mar.

El presidente de la Asociación de Turismo Rural (ATR), Joaquín Deusdad, confirmó ayer que se han superado las expectativas del puente, «con muchas casas y hoteles rurales al cien por cien», con reservas de muchos grupos. «Ha venido mucha gente. Y ahora, cara a Nochevieja, la demanda también avanza muy bien», expresó con satisfacción.

El representante del área de Restauración de la patronal turística Ashotur, Agustín Platillero, corroboró los buenos datos. «De Moncofa a Vinaròs, en todos los restaurantes, bares y cafeterías abiertos en la costa ha ido muy bien la jornada; y también por supuesto en el interior. El tiempo ha acompañado y ha habido muchas reservas para comer. Ha sido un puente muy bueno para nuestra provincia», resaltó.

En Orpesa, en el complejo hotelero y de ocio Marina d’Or secundaron con optimismo que «el puente ha ido de maravilla, con el buen tiempo, la ocupación ha sido espectacular. De hecho, se han abierto todos los hoteles, incluso dos que suelen permanecer cerrados, por la demanda». Y añadieron que han recibido «muchas familias en los parques y en la zona de restauración».

En Peñíscola, desde el Gran Hotel, apuntaron también que este puente festivo «ha ido genial, con ocupaciones muy próximas al cien por cien, del 96%. La climatología ha acompañado y muchos clientes han apurado hoy la jornada en la cafetería». En su caso, al igual que el de otros alojamientos de playa, justo ayer cerraban ya temporada para reabrir en marzo del 2017.

Morella, otro gran enclave turístico de Castellón, ha registrado una notable actividad estos días. Desde el hotel Cardenal Ram señalaron que «ha sido un buen puente el de Todos los Santos, ya desde el pasado sábado. Hoy se ha notado también muchísima gente procedente de Castellón y Tarragona en el restaurante».

Deja tu comentario

Los comentarios será moderados.