«Este AVE no aporta nada al turismo»

El impacto de la anhelada y largo tiempo esperada llegada del AVE a Castelló se ha quedado, de moment,o en aguas de borrajas, para uno de los puntales de la economía de la provincia de Castelló, el sector turístico. Cuatro meses y tres semanas después de la entrada del primer tren AVE a la estación de Castelló y en pleno arranque de la temporada turística del verano, la valoración de la infraestructura para la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería y Turismo (Ashotur) es nítida. «Este AVE no ha aportado nada al turismo de Castelló», aseveró ayer Carlos Escorihuela, presidente de la asociación empresarial.

Pese a esta nula incidencia del AVE en la captación de turistas, el presidente de Ashotur resaltó el positivo arranque de la temporada turística estival en estas dos primeras semanas del mes de julio, con una media de ocupación de las camas hoteleras de la provincia del 85%.

El presidente de la Ashotur indicó que tal y como se ha puesto en marcha el AVE, compartiendo plataforma férrea [el denominado tercer hilo] con el servicio de Cercanía y Mercancías, aún no ha tenido efecto en la llegada de turistas a la provincia. «La mitad de los viajes [del AVE] entre Valencia y Castelló se hacen en autobús y otros van con retraso», dijo Escorihuela. «En cualquier caso, el AVE, cuando esté estructurando como tal, no dejará de ser un medio de llegada más, importante para el turismo de Castelló. Pero repito cuando funcione como un AVE como tal», añadió el presidente de los hoteleros.

En cuanto al inicio y expectativas de la temporada turística alta estival, especialmente por lo que toca a los destinos del litoral de la provincial, Escorihuela comentó que los datos de ocupación están «en la línea de otros años a principios de julio, con unos porcentajes de ocupación muy altos», matizó. «Es un principio de campaña muy fuerte. Estamos apretando y con los datos que manejamos, a falta del cierre de las estadísticas, creemos que en todos los casos superaremos el 85% de media de ocupación», aseveró el presidente de Ashotur.

Carlos Escorihuela indicó que, en líneas generales, los empresarios hoteleros han mantenido la misma oferta de precios. «En función de los distintos destinos y en líneas generales, podemos decir que se han aguantado las ofertas del año pasado», dijo el empresario.

Destino familiar

La radiografía de los visitantes que optan por Castelló para pasar sus vacaciones estivales tampoco ha variado. El turismo familiar procedente de otros puntos de España copa el 80% de las estancias hoteleras, cuya duración media oscila entre cuatro y cinco días. Los visitantes extranjeros proceden en su mayoría del sur de Francia , seguidos de los británicos y alemanes.

«El origen del turista que recala en Castelló es mayoritariamente nacional. Y, además, es un turista habitual y fiel a su destino», indicó Escorihuela. De ahí, que el presidente de la Asociación Provincial de Hoteleros insista en la necesidad de adaptar la oferta de la provincia a este visitante para que su grado de satisfacción sea cada vez mayor. En este apartado es clave la oferta complementaria. «Cuanta mas oferta complementaria, tanto gastronómica, como deportiva y cultural, enfocada al turismo familiar, tengamos mucho mejor», señaló.

Escohiruela indicó que el turismo rural está en la misma línea que el de sol y playa de los destinos del litoral. «Se llena, sobre todo los fines de semana. Funciona igualmente bien en julio y agosto, pero este sector, del que somos líderes en la Comunidad , tiene una campaña más larga porque se prolonga durante el invierno», subrayó el presidente de Ashotur.

Deja tu comentario

Los comentarios será moderados.