El consistorio controlará que el ‘parking’ de caravanas no sea un «camping ilegal»

El Ayuntamiento de Castelló controla de forma diaria el aparcamiento de autocaravanas habilitado junto al Planetario del Grau para impedir que se convierta en un «camping ilegal» y conseguir que se cumplan las normas que rigen un área de estacionamiento que cumple la legislación vigente. Fuentes municipales señalaron ayer a Levante de Castelló que el consistorio cuenta en la zona con una persona que se encarga de vigilar a diario que todos los propietarios de las autocaravanas cumplan la normativa, y, en el caso de que no sea así, informarles pertinentemente o, si es necesario, dar aviso a la Policía Local.

Son parte de las explicaciones que dieron ayer la alcaldesa de Castelló, Amparo Marco, y la concejala de Turismo, Patricia Puerta, a los representantes del sector de campings vinculados a la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería y Turismo de Castelló (Ashotur), con quienes se reunieron en el ayuntamiento para intentar explicar el objetivo del ‘parking de autocaravanas y su futura ampliación.

Y es que el representante de los campings, José María López, ha denunciado lo que califica de «competencia desleal» , hasta el punto de anunciar posibles «acciones» contra el ayuntamiento». El primer paso, en cualquier caso, será participar en el próximo pleno municipal destinado a los vecinos, previsto para el jueves 26 de enero, donde preguntarán sobre esta cuestión.

Desde el equipo de gobierno, según señalaron ayer fuentes municipales, insistieron en explicar a los empresarios que se trata de dos actividades distintas, ya que los representantes de los campings mantienen que es competencia desleal, algo que niegan en el ayuntamiento al ser dos públicos potenciales distintos.

En este sentido, desde el consistorio aclaran que el turista que visita un camping suele ser el de familias o matrimonios, muchos de ellos extranjeros, que están varias semanas en las instalaciones habilitadas para ello. Frente a ello, el área de estacionamiento del Grau es para autocaravanas que están de paso. De hecho, sólo pueden estar estacionadas 48 horas, aspecto que debe controlar la persona destinada en la zona por la institución municipal. Además, subrayan desde el ayuntamiento que «las normas son muy claras», como no estar más de dos días aparcados y tener prohibido lavar los vehículos, sacar sillas y mesas, poner toldos, barbacoas o tender ropa. De cara al futuro, además, se avanza que se colocará un parquímetro al estilo de la zona azul para cobrar la estancia.

Esta era una de las críticas de José María López, quien señalaba el lunes en este diario que «un aparcamiento de autocaravanas no puede ser gratuito cuando se ha hecho con dinero público. A nosotros se nos exige cumplir con la normativa autonómica para ofrecer el servicio en nuestros negocios y el Ayuntamiento de Castelló, como está ocurriendo en otros municipios, ofrece pernoctar a coste cero y sin autorización».

Ashotur denuncia que el parking de autocaravanas incumple la legalidad

El sector de campings de la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería y Turismo de Castelló (Ashotur), que aglutina el 80 % de los establecimientos, denuncia que el parking de autocaravanas construido en el Grau de la capital de La Plana contraviene la legalidad vigente. Tanto es así que su presidente, José María López, lo califica de «competencia desleal» y anuncia posibles «acciones» contra el ayuntamiento, promotor e impulsor del aparcamiento, «si no adaptan la instalación a la normativa autonómica», subraya.

Así se lo piensa transmitir a la alcaldesa, Amparo Marco, esta misma mañana en la reunión prevista después de que el pasado viernes recibiera una llamada desde alcaldía para ser convocado, como consecuencia de la pregunta que el propio López presentó al respecto, como ciudadano, en el pleno de diciembre, pero que finalmente quedó pendiente para ser atendida en la primera sesión ordinaria de 2017, programada para el jueves 26 de enero.

El presidente de los empresarios de campings de Ashotur cree que el parking vulnera algunos de los apartados del decreto de 6/2015, de 23 de enero, del Consell, regulador de las áreas de pernocta en tránsito para autocaravanas de la Comunitat Valenciana. En concreto, se refiere al artículo 27, en el que se recoge, entre otros puntos, que «los usuarios deberán satisfacer unos precios por la utilización de las parcelas», así como que «el estacionamiento no podrá, en ningún caso, ser superior a 48 horas». Además, en el artículo 35, se subraya que «las áreas de pernocta dispondrán un servicio de vigilancia permanente».

Otro de los incumplimientos que denuncia el sector afecta al sistema de seguridad y protección (articulado 36), que especifica que «las áreas habrán de disponer de las medidas e instalaciones de prevención, protección y seguridad para casos de incendio, inundación u otras emergencias».

Para López, «un aparcamiento de autocaravanas no puede ser gratuito cuando se ha hecho con dinero público. A nosotros se nos exige cumplir con la normativa autonómica para ofrecer el servicio en nuestros negocios y el Ayuntamiento de Castelló, como está ocurriendo en otros municipios de la provincia, ofrece pernoctar a coste cero y sin autorización».

«Eso hace mucho daño al sector, que mueve al año cuatro millones de pernoctaciones», añade.

En este contexto, el portavoz del sector recuerda que «nos ha costado cuatro años tener una normativa en la Comunitat» para que «ahora algunos municipios permitan acampar gratuitamente», matiza.

Mejoras en la ampliación

En la adjudicación del contrato de ampliación del parking en el distrito marítimo, por un importe de 125.000 euros para crear 27 nuevas plazas, el consistorio recoge algunas de las mejoras que exige la normativa, como crear un muelle con zona de limpieza (fregadero y vaciado de aguas negras y grises) y la instalación de un parquímetro y punto de información para regular el tiempo de estacionamiento de los vehículos.

El proyecto también incluye un acceso rodado central a modo de calle, con una zona de paso peatonal perimetral y espacios verdes en los laterales.

Los cámpings anuncian una ofensiva contra los párkings de autocaravanas

El sector de los cámpings muestra su indignación con la política de algunos ayuntamientos de la provincia de abrir zonas gratuitas de párking para las autocaravanas. La última de ellas está localizada en el Grao de Castellón, pero también las hay en Benicàssim o Sueras, y municipios como la Vall d’Uixó o Almassora se están planteando instalarlos.

El presidente de la asociación de cámpings vinculada a Ashotur, José María López, anuncia que mantendrán una nueva reunión durante los próximos días para abordar esta problemática y tomar las medidas legales oportunas. López se mostró muy crítico con el hecho de que con los impuestos que pagan todos los ciudadanos les hacen “competencia desleal con un aparcamiento de caravanas gratuito”.

A su juicio, estas zonas “incumplen el decreto de cámpings, que prohíbe estas áreas ilegales. No se pueden abrir, porque hay un reglamento que se debe cumplir estipulado por la Generalitat”.

Así, prevén levantar actas para constatar que se infringe la normativa. “Levantaremos acta ante un notario de que se pernocta allí, que no es que haya una señal que permita estacionar de 9 de la mañana a 8 de la tarde, durante el día y que por la noche vayan al hospedaje regulado”, indicó, señalando que el notario irá las veces que haga falta para constatar que no se usa como estacionamiento, sino para pernoctar.

“Me parece muy bien que haya un párking para el día, pero que cierre con cadena por la noche”, indica. “De lo que estamos en contra es de que se pernocte durante días, sin sanidad, sin control alguno. Viene un terrorista y aparca allí. A nosotros nos exigen de todo. Aquí vienen y no sabemos quién viene, no están controlados”, indica. “Un señor aparca ahí y no está controlado por nadie”, manifiesta. “En cambio, nosotros tenemos que hacer una ficha policial de quién se hospeda y remitirla a la policía”. “Sin seguridad, sin limpieza, tirando las aguas un día aquí y mañana a otro lado”, argumenta el presidente de la asociación.

PERJUICIO // A su juicio, esta práctica “perjudica al sector”. “Nosotros creamos empleo y pagamos impuestos y ellos --los ayuntamientos-- ponen áreas de pernocta para que aparquen gratuitamente y se echan flores”, indica. “Señores de los ayuntamientos, cuando vengan turistas, que son bienvenidos a nuestra tierra, que vayan a los cámping, que son los que crean riqueza”, señala.

“En vez de pagar 7-10-12 euros, que es lo que nosotros cobramos, van a zonas gratuitas hechas con nuestros impuestos, y si las hicieran en sitios donde no hay cámpings…”, se lamenta.

Los cámpings critican la competencia desleal

Los cámpings de Castellón, grandes receptores de turismo internacional que busca vida al aire libre con temperaturas más agradables que en sus países de origen en temporada baja, están en pie de guerra por la competencia desleal. En una reunión de urgencia en Ashotur, acordaron reiterar sus quejas a Diputación y Generalitat, ayuntamientos y comandancia de la Guardia Civil. “Pedimos que se haga cumplir el decreto de cámpings y no se permita pernoctar en áreas no autorizadas, ya sea vía pública o playas, pues lo prohíbe Costas”, criticó el presidente de la asociación provincial de cámpings, de Ashotur. “Denunciaremos a quien incumpla el decreto y la ley”, dijo.

SUPERVISAR PÁRKINGS // Según López, el sector acordó “medidas urgentes contra las decisiones de los ayuntamientos de Castellón y la Vall d’Uixó de promover párkings para autocaravanas, pues permitir pernoctar no respeta el nuevo decreto de cámpings”. Y añadió que “también en Peñíscola, Benicàssim, Burriana o Ribera de Cabanes las autoridades deben vigilar que no se pernocte sin control días y semanas en la vía pública, pues eso ya pasa”.

“Se puede aparcar, pero no establecerse días, semanas o meses; y más en lugares no autorizados. Esos párkings no crean empleo ni imagen turística; no pagan impuestos ni tienen control policial o sanitario, y se crean con impuestos que pagamos los cámpings, generando una competencia desleal”. “Sería muy fácil colocar señales de prohibido aparcar de 20.00 a 10.00 horas, y que la policía sancione si se incumple”.

Los cámpings piden más control de las áreas libres de acampada

La Federación Provincial de Cámpings, englobada en la patronal turística Ashotur, lanzó ayer un mensaje de alerta al reclamar “un mayor control de las áreas de acampada libre, por el terrorismo”. Alertaron de que así como los cámpings sí pasan “las fichas de entrada y salida de usuarios a la policía, como es habitual; en estas áreas de pernoctación de máximo 48 horas” creen “que no se está produciendo”.

Por ello, y en el marco de la asamblea general celebrada ayer, el presidente sectorial, José María López, reivindicó una vigilancia y que estas áreas cumplan como deben los requisitos. Citó casos como “una zona de Benicàssim”, de la que ya han hablado con el “Ayuntamiento; otra en la zona de Ribera de Cabanes, por Torre la Sal; y una que se prevé habilitar en Castellón, en una parcela cercana al CdT”, y para la que reclaman “que cuando funcione lo haga como es debido”.

En otro orden de cosas, los empresarios turísticos acordaron, para el 2016, acudir a ferias de proximidad y de países como Francia; intentar repetir la campaña de promoción en centros comerciales de Valencia; la segunda edición de la feria de cámpings, ya con más participantes, 20; y el congreso, en 2017.

“La Generalitat debe hacer cumplir el nuevo decreto de los cámpings”

José María López Boyano fue en 1988 el artífice del Cámping Oasis de Orpesa, junto con Lourdes de la Rosa Cobo. En el año 2010 asumió la presidencia de la Asociación de Cámpings de Castellón y, un año más tarde, se situó al frente de la Federación de Cámpings de la Comunitat Valenciana. Su experiencia en la dirección y gestión de este tipo de instalaciones, tanto a nivel empresarial como institucional, le respalda por lo tanto como una voz autorizada de calidad para hablar de la actualidad del sector, en la que existen importantes novedades, como la reciente publicación del decreto regulador de los cámpings en la Comunitat Valenciana. Esta normativa permitirá abordar los retos de mercado que más inciden en el desarrollo del sector cámping en la Comunitat; aportará claves para incrementar el atractivo del producto y obtener el mayor rendimiento en la comercialización; y reforzará la cohesión de los agentes que intervienen en el desarrollo del sector de la Comunitat Valenciana.

MERCHE ROMERO: Desde sus orígenes, el Cámping Oasis de Orpesa se ha situado como un referente en la provincia de Castellón. ¿Cuáles son sus señas de identidad?

JOSÉ MARÍA LÓPEZ: El Cámping Oasis siempre ha apostado por la calidad y por proporcionar los mejores servicios para sus clientes. Así lo seguimos entendiendo quienes formamos el equipo humano, compuesto por 15 personas durante todo el año y alrededor de 30 en verano. Contamos con 99 unidades de bungalows de distintos modelos y capacidades, con un gran confort. En cada parcela hay aseo privado, una prestación que es única en la provincia. Año tras año, nos hemos ido renovando y en la actualidad tenemos uno de los cámpings más modernos de Castellón. Es más, en estos momentos estamos en plena expansión empresarial y tenemos prevista la construcción de un nuevo cámping de 35.000 metros cuadrados también en Orpesa.

M. R.: ¿Qué nuevas oportunidades se abren para el sector con la publicación del nuevo decreto regulador de cámpings?

J. M. L.: En la Comunitat Valenciana somos pioneros y contamos con el decreto más moderno y competitivo del sector del cámping. Los cámpings se clasifican ahora por estrellas, como los hoteles. Esto es algo que el sector reclamaba desde hace mucho tiempo. Así, contamos con nuevas categorías, que se resumen básicamente en: resort park 100×100 bungalow, cámping de 5 estrellas, cámping de 4 estrellas, cámping de 3 estrellas, camper park todo para autocaravanas y área de pernocta 48 horas todo para autocaravanas. Todo ello supondrá más inversión, más modernización y, en definitiva, calidad para nuestros clientes, sin olvidar la cantidad de puestos de trabajo que estos aspectos supondrán.

M. R.: ¿Se está cumpliendo esta nueva normativa?

J. M. L.: Pues la verdad es que me gustaría pedir a las autoridades competentes de la Comunitat Valenciana que respeten y hagan cumplir el nuevo decreto. A todas aquellas instalaciones que no cumplan con la norma deberían aplicárseles las medias sancionadoras oportunas. No podemos seguir permitiendo acampadas durante largas estancias de autocaravanas pernoctando en las playas y en lugares prohibidos de nuestra provincia. Esto no solamente es perjudicial para nuestro sector, sino que, además, daña nuestra imagen turística en su conjunto.

M. R.: ¿La oferta de la Comunitat en 2014 la situó como segundo destino de cámpings en España por volumen de pernoctaciones, con un incremento del 7% frente al año 2013 y un aumento del número de viajeros en cámpings del 10%. ¿Cuáles son las previsiones en este sentido para este año 2015?

J. M. L.: Las expectativas son realmente favorables y esperamos un crecimiento superior al 6%.

M. R.: ¿Con cuántos campings cuenta la provincia? ¿Qué capacidad en número de plazas tienen?

J. M. L.: Castellón cuenta con 41 cámpings con más de 30.000 plazas de alojamiento y el 80% de ellos están federados. Desde aquí invito a todos los compañeros no asociados a que se asocien, porque unidos conseguiremos mas cuota de mercado y una mejor promoción de todo el colectivo.

M. R.: Según la Federación Española de Empresarios de Cámpings, los bungalows se mantienen como el producto estrella. ¿Sigue también esta tendencia nuestra provincia?

J. M. L.: Sí, por supuesto, este tipo de alojamiento está de moda en todos nuestros cámpings y, dadas las características y ventajas que ofrece, sin duda, tiene cada vez mayor demanda por parte del público.

M. R.: En cuanto al cliente que elige un cámping en nuestra provincia, ¿cuál sería el perfil medio?

J. M. L.: En verano es un público mayoritariamente de tipo familiar. En invierno, la demanda se concentra en el segmento de personas jubiladas procedentes del norte de Europa. En cuanto a la temporada estival, las reservas cada vez son más de última hora. La estancia media es de 7 días y el gasto medio de una familia de cuatro personas por día es de unos 150 euros.

M. R.: ¿Podemos hablar ya de recuperación en el sector? Y, con respecto al futuro, ¿cuáles son los principales retos a afrontar?

J. M. L.: La recuperación comienza a notarse, pero el cliente es ahora mucho más consciente de sus recursos y el precio se considera algo muy importante. De cara a los próximos años, debemos seguir apostando por la modernización y la mejora constante de los servicios que prestamos a nuestros clientes. También será fundamental continuar con precios competitivos.

Los cámpings organizan su propia feria y un congreso

El presidente de la Asociación Provincial de Cámpings en Castellón y a su vez responsable de la Federación Autonómica, José María López, anunció que por primera vez organizarán un congreso dedicado al sector del cámping en la Comunitat. “Será del 24 al 26 de abril, en Valencia, con un total de 32 expositores ya confirmados”, explicó López.

La ubicación elegida, sin embargo, será el recinto ferial de Valencia, donde compartirán emplazamiento con la feria dedicada a la automoción, en la que también se expondrán caravanas, vinculadas a su vez al sector del cámping.

Además, la inauguración coincidirá con la celebración de un simposio el 24 de abril, también en Valencia, en torno a la temática del cámping. Desde el sector están muy ilusionados con esta iniciativa, pionera para este subsector turístico, para lo cual López ya ha mantenido varias reuniones de preparativos con la Conselleria de Turismo para definir los conferenciantes.

En cuanto al perfil del usuario de cámpings en Castellón, el portavoz de los empresarios indicó que en la provincia sobre todo es de origen nacional en temporada alta; y el resto de meses del año, sobre todo, de países centroeuropeos.

La previsión de buen tiempo avanza una Pascua de récord en Castellón

Si es de los rezagados y acaba de decidirse por pasar la Semana Santa en una casa rural o en un hotel de la costa de Castellón lo va a tener un poco complicado. A estas alturas, apenas quedan camas libres para los días 3, 4 y 5 de abril y, salvo que las previsiones de que lucirá el sol y que los termómetros superarán los 20 grados se vayan al traste, todos los indicadores apuntan a que esta Semana Santa será mejor que la pasada para el sector turístico. Y eso que la del 2014 no fue mala.

En los hoteles, cámpings y alojamientos rurales coinciden en aventurar que, si no llueve, la ocupación y el negocio serán superiores. Incluso hay quienes hablan de hasta un 5% más que en la última Pascua. Y es que, aunque en estos días el goteo de contrataciones de última hora no cesa, los turistas han sido más precavidos, y ya hay un mayor volumen de camas vendidas que el pasado año en estas mismas fechas. Y eso que las últimas lluvias habían frenado el ritmo de petición de habitaciones. Pero el pasado jueves, con el sol, se reanudaron las reservas hoteleras hasta casi rozar el 95% de ocupación.

Durante el mes de abril del 2014 (el año pasado la Semana Santa fue del 17 al 21), los establecimientos hoteleros del litoral de Castellón recibieron la visita de 87.570 turistas. Y esto año todo apunta a que la cifra será superior. “De momento, el volumen de reservas es mayor que el del año pasado. El clima, en Semana Santa, es determinante. Las previsiones hablan de buen tiempo y ausencia de lluvias, así que todo apunta a que será una buena temporada”, explican fuentes de Marina d’Or Ciudad de Vacaciones, que abre el parque acuático Polinesia, con agua caliente.

Peñíscola es también un valor seguro. A estas alturas, el grueso de los hoteles de la ciudad del Papa Luna están al completo, sobre todo, del 2 al 6 de abril. “Para esas fechas está todo lleno, tal y como ya nos ocurrió el año pasado. Ahora estamos completando reservas para principios de semana, ya que en algunas comunidades autónomas ya no hay colegio”, cuenta Jaime Roche, director del hotel Peñíscola Palace.

En Orpesa, Peñíscola o Benicàssim saben muy bien que la Semana Santa es un termómetro del verano. “Si Pascua va bien suele augurar un buen verano, y todo apunta a que en esta primera prueba mantendremos la senda del crecimiento. Será un buen respiro para el final de una quincena que, por culpa del tiempo, ha sido nefasta”, apunta Roche.

OPTIMISMO EN LOS CÁMPINGS // Quienes también afrontan la Semana Santa con más alegría son los empresarios del sector del cámping. Si durante el 2014, este tipo de establecimientos alojaron a 25.000 turistas, la previsión para este año es incrementar la cifra entre un 4 y un 5%. “Para este sector la meteorología también es esencial. Todo apunta a que hará buen tiempo y, con ello, las reservas van al alza”, indica José María López, presidente de la federación provincial.

Moliner promociona los cámpings en diez ferias internacionales

La Diputación promocionará los cámpings de la provincia en 10 ferias internacionales. El presidente de la corporación provincial, Javier Moliner, firmó ayer con la Asociación Provincial de Cámping y Caravaning el convenio por el cual la institución respaldará con una aportación de 7.000 euros la presencia del sector en estos certámenes, algunos de los cuales se celebrarán este mismo año y otros a principios del 2015. El objetivo de la iniciativa es continuar atrayendo viajeros a un segmento del turismo castellonense que gana adeptos (la llegada de turistas ha crecido un 11,8% hasta julio, como ya informó el sábado este diario).

Y entre ellos forman parte destacada los viajeros extranjeros. Según el Instituto Nacional de Estadística, cuatro de cada 10 visitantes que se alojan en los cámpings de la provincia proceden de fuera de España. Pero si se tienen en cuenta las pernoctaciones, la tendencia se invierte y el 60% las realizan visitantes nacidos allende las fronteras. Asimismo, como ya señaló ayer este diario, los turistas foráneos son amplia mayoría en temporada baja. Hay algunas mensualidades, como enero o febrero, en las que por cada noche que realizan los nacionales, los extranjeros casi suman 10 pernoctaciones.

Es por ello que desde la Diputación van “a seguir ayudando a que toda la gente que ha escogido la provincia como destino se multiplique el próximo año tras la puesta en marcha del aeropuerto y la llegada de la alta velocidad”, ha apuntado Moliner, quien ha resaltado la “confianza” que despierta Castellón para los viajeros de cámpings en la reunión que ayer mantuvo con los empresarios en uno de estos recintos, ubicado en Alcossebre.

La provincia cuenta hoy con 40 cámpings que dan trabajo a 333 personas, según el INE

Sant Jordi, Cabanes y Burriana ampliarán la oferta de cámpings

La oferta de cámpings de la provincia se ampliará con tres nuevas instalaciones en Sant Jordi, Cabanes y Burriana. Son los tres municipios que están tramitando permisos para ubicar nuevos cámpings en Castellón con vistas a abrir, previsiblemente, el próximo año.

La Conselleria de Turismo confirmó ayer estas tramitaciones, después de que el presidente de la Asociación de Cámpings de la Provincia y responsable también de la federación autonómica del ramo, José María López, avanzara a este periódico la intención de ampliar la oferta de un sector que en la provincia consta de 30 cámpings; 11 de primera categoría y otros 19 de segunda, nueve en municipios de interior y el resto ubicados en la costa.

De las tres localidades que dispondrán de nuevos cámpings, solo Cabanes oferta ahora este tipo de alojamiento, concretamente en la Ribera, con el de Torre la Sal. Para Sant Jordi y Burriana esta sería la primera instalación de este tipo.

NUEVO DECRETO // Por otra parte, la asociación de cámpings está tramitando junto con la Conselleria de Turismo un nuevo decreto que regulará el sector, en el que figurará un nuevo tipo de alojamiento en los cámpings del que será pionera la Comunitat, aunque ambas partes optan por mantenerlo en secreto hasta que el decreto esté más avanzado.

Este documento también marcará una nueva forma de clasificar los cámpings, que en lugar de ser de lujo, 1ª o 2ª categoría, pasarán a catalogarse por estrellas, como lo hacen los hoteles.

Como ya avanzó este periódico ayer, cada vez son más los turistas que se alojan en cámpings durante su estancia en la provincia. Con más del 80% de ocupación en lo que llevamos de julio, para agosto se espera alcanzar el 95%.

Sería entre un 3 y un 5% más que en julio y agosto del pasado verano, cuando pernoctaron en la treintena de cámpings de la provincia 82.793 personas, según los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE). En cuanto al balance anual del 2013, los cámpings cerraron el año con 212.000 visitantes, 20.000 más que el ejercicio anterior. Unos números al alza para el cierre del 2014.